Fallecimiento del compañero Rosendo García

0


Rosendo García nació un 13 de agosto de 1927, en una Avellaneda pujante de frigoríficos que después fue sumando talleres y fábricas hasta convertirse en un polo industrial. En ese remolino de progreso, su padre Isaac se convirtió en un trabajador de la rama del tabaco y fue dirigente gremial en su temprana juventud radical. La persecución de la patronal le valió el despido pero la fortuna de los García se hizo presente y llegó en forma de pinturería. En tanto, el pequeño Rosendo aprendía el oficio de tendero y estudiaba por las noches.

Cuando un tío le prepuso independizarse, Rosendo García no lo dudó. Las ideas radicales de su familia ya no lo convencían y la asistencia a la Plaza de Mayo el 17 de octubre de 1945 le marcó el destino. Era un obrero más.

Dejando la comodidad de un cargo en la empresa familiar, en 1952 empieza de cero en SIAM como operario en refrigeración comercial y prontamente es elegido como delegado. Pero la huelga de 1954, marcada por persecución política a los dirigentes gremiales, hace que lo encarcelen en Olmos por defender derechos laborales. Esta situación se repetirá hasta entrados los sesenta.

Para 1966, ya siendo Secretario General de la Seccional Avellaneda y Secretario Adjunto del Secretariado Nacional, sabía que el clima no era el mejor, la errada política del presidente Illia y la inminencia de un golpe indicaban lo peor.

Su asesinato en 1966, a los 39 años, culminó con su valiosa y joven vida, signada por la entrega al ideal peronista y el servicio al movimiento obrero. Cada 13 de mayo honramos esa vida.

Compañero Rosendo García, siempre en el corazón de los metalúrgicos.

Compartir.